Leer en español

2013/06/12 (ES)




· Leer en inglés

FOTOCAT - INFORME DE SITUACIÓN
Físicamente, FOTOCAT es una hoja de cálculo de Excel que recoge información de casos OVNI y OVI en los que se ha obtenido una imagen en fotografía, película, vídeo o medios digitales. Contiene 27 columnas de datos para registrar la fecha, hora, lugar, provincia y país, explicación (si existe), nombre del fotógrafo, características fotográficas especiales, referencias, etc. A su finalización, el catálogo completo se hará accesible desde Internet para la libre consulta de toda la comunidad ufológica mundial. Está complementado por un archive material de imágenes en varios formatos y un gran archivo de documentación organizado en expedientes individuales.
º Número de casos
FOTOCAT es el mayor banco de datos mundial de fotografías ovni, que suma a fecha de hoy 11.266 registros de avistamientos diferentes. Deseo invitar a los estudiosos en ufología a comparar e intercambiar datos con nosotros relativos a casos fotográficos y filmaciones de su área geográfica o de su país, para mutuo beneficio.
PUBLICACIONES PROPIAS
Trabajos de investigación de Vicente-Juan Ballester Olmos (nuevos o re-editados).
º AVISTAMIENTOS OVNI EN LA ANTÁRTIDA EN 1965
El pasado mes de diciembre tuve la enorme satisfacción de anunciar la publicación del Informe FOTOCAT Nº 3. Titulado AVISTAMIENTOS OVNI EN LA ANTÁRTIDA EN 1965, se trata de un trabajo de investigación que analiza con gran profundidad los avistamientos de supuestos ovni ocurridos entre junio y agosto de 1965 en la Antártida. Este ensayo viene firmado colectivamente por Vicente-Juan Ballester Olmos, Manuel Borraz Aymerich, Heriberto Janosch González y Juan Carlos Victorio Uranga y es el resultado de seis años de metódica y paciente investigación, la cual ha tenido la colaboración de muchos estudiosos, expertos y consultores de varios países, así como de alguno de sus protagonistas.
Varios de estos sucesos han figurado profusa y repetidamente en la literatura ufológica por la condición de los observadores –la mayoría militares–, por el remoto entorno donde tuvieron lugar, por la existencia de presuntas interferencias magnéticas, por la toma de fotografías y por la extraordinaria repercusión mediática que alcanzaron en la época.
En esta monografía, los autores creemos haber llevado a cabo el más completo y pormenorizado estudio posible –de acuerdo con las fuentes existentes– de diez observaciones ovni en la zona, llegando a algunas conclusiones sorprendentes. Sus 183 páginas incluyen 74 figuras (fotografías, ilustraciones y gráficos), 5 tablas, 3 apéndices, además de 179 referencias y notas y 40 páginas con una galería de retratos, documentos y facsímiles de indudable valor documental e histórico.
Portada del Informe FOTOCAT nº 3, diciembre de 2012.
RESUMEN
Un equipo de cuatro investigadores de España y Argentina ha dedicado seis años a analizar los varios avistamientos OVNI ocurridos en la Antártida entre junio y agosto de 1965. Para ello se ha acumulado una documentación sin precedentes, contactando incluso con testigos supervivientes, la cual se ha sometido a una rigurosa peritación científica, sirviéndose de la mejor tecnología de apoyo disponible. Ninguna de las observaciones estudiadas tiene un nivel significativo de extrañeza. La información generada originalmente es insuficiente y hasta contradictoria. Cuando no hay una explicación concluyente, se han hallado modelos convencionales que se ajustan a los datos empíricos, lo que elimina o reduce considerablemente su valor como evidencia de que se tratara de fenómenos anómalos.
Concretamente, ha resultado que los tres avistamientos clave del 3 de julio de 1965 en las Islas Laurie y Decepción habrían consistido, muy probablemente, en observaciones de un meteoro, del satélite artificial Echo II y de estímulos astronómicos como el planeta Marte o las estrellas Spica Arcturus.
Antes de su publicación solicitamos la opinión de tres experimentados estudiosos, de Europa, EE.UU. y América Latina, cuyo comentario gustosamente reseñamos aquí:
Me ha impresionado la obviamente minuciosa atención por el detalle y la presentación. Me parece que es una magnífica pieza de trabajo. Espero que sea tan bien recibido como sin duda se merece. (Martin Shough)
Con la publicación de este informe, finalmente vemos la verdad tras una serie de sucesos con décadas de antigüedad que han desconcertado e intrigado a quienes están fascinados con peculiares fenómenos aéreos. Los informes de ovnis no son siempre lo que inicialmente parecen ser, como revela este inspirado grupo de investigadores, y el resultado de su análisis es una visión más clara y correcta de la historia. Un informe excelente. (Barry Greenwood)
En esta monografía se constata un trabajo paciente y minucioso y demuestra fehacientemente cuatro cosas: 1) El inmenso valor que tiene que expertos en el tema se asocien internacionalmente para el análisis de casos; 2) Que personal militar y científico no está exento de tener una visión romántica o fantástica del tema, lo que distorsiona sus propias evaluaciones; 3) Que las contradicciones internas de los relatos, imprecisiones y graves discrepancias les quitan total validez como evidencia de algún fenómeno extraño; 4) El lamentable papel desempeñado por los medios de comunicación masiva, que inescrupulosamente desfiguran los hechos. (Milton Hourcade)
Confiamos que el presente estudio sea de vuestro interés y sirva para poner en su justa perspectiva esta interesante serie de supuestos avistamientos ovni.
El trabajo puede descargarse online desde el siguiente enlace:
Trayectoria real versus trayectoria aparente del ovni del 18 de junio de 1965, base chilena de Isla Decepción (Antártida).
Una vez publicado, ha habido muchas reacciones a este ensayo. Felizmente, muchos aplausos, alguna crítica retórica –ninguna crítica técnica hasta el momento– y la esperada respuesta de un cierto sector de la ufología argentina, basada en un razonamiento generalista de corte más político que otra cosa, con ataques tan patéticos como ridículos. A partir de la concepción de que nadie es infalible, aceptamos de grado la crítica, siempre que ayude a mejorar nuestro trabajo, pero rechazamos la expresión irracional.
Nuestra modestia nos impide exhibir el rosario de opiniones positivas que hemos recibido, pero tampoco vamos a dejar de citar una corta selección de ellas, especialmente viniendo de destacados y experimentados investigadores de varios puntos del orbe.
A pesar de que no leo español muy bien, me parece que vuestra investigación ha establecido un estándar muy alto que tanto se necesita en este campo de estudio. Espero que muchos otros estudiosos en el mundo desde ahora eleven sus estándares al nivel que vosotros habéis demostrado aquí. (Dr. Richard Haines, Director del NARCAP)
Me parece que es un trabajo excelente. (Dr. Peter A. Sturrock, profesor emérito de Física Aplicada de la Universidad de Stanford)
¡Felicitaciones por vuestro trabajo! (Xavier Passot, Director del GEIPAN)
Veo que tu equipo y tú han hecho un trabajo muy completo y minucioso, sobre estos casos que siempre habían estado en la incertidumbre. Los felicito sinceramente. (Pablo Petrowitsch, Chile)
¡Un excelente ensayo histórico que habéis hecho en equipo! Os felicito por esta publicación. (Dr. Alexander Keul, Universidad de Salzburgo)
Un informe amplio y profundo sobre los sucesos antárticos de 1965, los cuales produjeron una descomunal ola de avistamientos en la región. Una mirada despojada de la agitación, el desconcierto y el candor de aquella época. Hacía falta un concienzudo examen para intentar disipar la incertidumbre, más allá de la desigual recepción habida sobre un asunto tan ríspido, polémico y apasionado. (Dr. Roberto Banchs, Argentina)
Al tiempo que publicamos este trabajo, he cargado en internet los cinco formularios ovni del Servicio de Inteligencia Naval de la Marina Argentina que, según parece, rellenó personalmente el Teniente Daniel Perissé, comandante de la base argentina en Isla Decepción, con los datos que recogió in situ. Esta información, original e importante y a la que ahora todos pueden acceder, nos fue amablemente cedida por el periodista y autor argentino Alejandro Agostinelli.
Estos son los formularios ovni antárticos:
Avistamiento del 8 de junio de 1965, base naval argentina, Isla Decepción: http://tinyurl.com/fotocatantarctic2
Avistamiento del 20 de junio de 1965, base de la Fuerza Aérea chilena, Isla Decepción: http://tinyurl.com/fotocatantarctic3
Avistamiento del 2 de julio de 1965, base británica “Bravo”, Isla Decepción: http://tinyurl.com/fotocatantarctic4
Avistamiento del 3 de julio de 1965, base de la Fuerza Aérea chilena, Isla Decepción: http://tinyurl.com/fotocatantarctic6
Avistamiento del 3 de julio de 1965, base naval argentina, Isla Decepción:http://tinyurl.com/fotocatantarctic7
º Fotografías de ovnis: retratos de un mito
En junio de 2007, el CISU organizó un congreso ufológico internacional en la pequeña población de Saint Vincent, en los Alpes italianos. Allí di una conferencia con el fin de presentar el proyecto FOTOCAT, sus objetivos y recursos, con el citado título (en inglés). Tengo la satisfacción de compartir con esta audiencia mi presentación de PowerPoint a través del siguiente enlace: http://tinyurl.com/ufo-photos-presentation
COLABORACIÓN INTERNACIONAL
Esta sección reconoce y agradece recientes colaboraciones y ayuda recibidas por parte de nuevos corresponsales.
º Los archivos de Richard Greenwell
Muchos estudiosos tenemos una sincera preocupación por la frecuente pérdida de archivos ovni, debido al fallecimiento natural de los ufólogos o a su abandono del tema. En Francia, Estados Unidos o Suecia existen asociaciones dedicadas exclusivamente a la conservación de colecciones y archivos ovni. Uno de los investigadores que comparten este objetivo es el norteamericano Thomas Tulien, del Sign Historical Group (SHG).
Recientemente, Tulien ha visitado a la familia del ya fallecido Richard Greenwell, que fue un activo encuestador y representante del APRO en Perú, para revisar sus archivos personales. Escribe Tulien: "Tenía un alijo de 39 informes de avistamientos, incluyendo los materiales de investigación de las fotos de Yungay". Tulien ha escaneado las 219 páginas de información y las ha copiado en un archivo pdf que amablemente ha remitido al proyecto FOTOCAT. Esta es una importante documentación que ha sido recuperada del olvido. Muchas gracias, Tom. 
Marzo de 1967, Yungay (Perú), segunda foto de una serie de cuatro. © Augusto Arranda, cortesía de la heredad de Richard Greenwell.
º Estandarización del catálogo
Con más trabajos de investigación en curso basados en los recursos de FOTOCAT, la base de datos está siendo testada para varios análisis estadísticos y se hace evidente la necesidad de homogeneización de términos para acelerar la clasificación de casos y su estudio. Con la ayuda del estudioso mejicano Leopoldo Zambrano Enríquez, los múltiples conceptos y términos introducidos en la columna ID (identificación) -que contiene los distintos tipos de sucesos resueltos- están siendo agrupados y refinados para facilitar la formación de grupos de explicaciones. Esto simplificará y agilizará la distribución de las causas que provocan falsos avistamientos de ovnis.
º Más casos de Suecia
A finales de octubre de 2012 nuestro colega noruego Ole-Jonny Brænne realizó una visita a las oficinas de los Archivos para la Investigación OVNI (AFU) en Norrköping, Suecia. AFU es uno de los depositarios más prominentes de archivos ovni en Europa. Una vez allí, Ole-Jonny revisó una gran cantidad de revistas especializadas y extrajo una considerable documentación sobre casos fotográficos (en su mayoría de Suecia) desde 1946 hasta 2001, que nos ha trasladado. En particular, hemos recibido información sobre 67 informes, 26 de los cuales se han añadido al catálogo como entradas nuevas.
Especialmente interesante para mí fue encontrar imágenes de dos casos –que ya conocía– de la gran oleada de 1954, uno de los nuestros años favoritos. El primero es una foto de la primavera de 1954 tomada en la ciudad de Kumla. Se investigó por la Fuerza Aérea sueca y todo indica que sólo son reflejos de luces del interior de una habitación. La segunda imagen está fechada en la localidad de Bjuv el 28 de septiembre de 1954 y muestra la estela de condensación de un avión, hecha por un fotógrafo local. Las presento seguidamente como complemento de anteriores trabajos. 
(1) Primavera de 1954, Kumla (Suecia). © Bengt Schöllin, cortesía de UFO-Aktuellt.
(2) 28/12/1954, Bjuv (Suecia). © Tord Olsson, cortesía de UFO-Aktuellt.
º Expedientes de Alemania
Christian Czech, de la asociación alemana DEGUFO, se ha ofrecido a revisar los registros de FOTOCAT para Alemania (127 entradas, incluyendo 17 informes de rayo en bola). El resultado inicial de esta ayuda nos ha permitido realizar correcciones y mejoras en las columnas de la hoja de cálculo dedicadas a los datos geográficos. Asimismo, unos 20 nuevos eventos han sido añadidos al catálogo. La cooperación será objeto de seguimiento. Danke, Christian.
º Fotos ovni de Brasil
En América Latina, Brasil es uno de los países que mayor puntuación alcanza en cuanto a número de informes de ovnis fotografiados. Ademar J. Gevaerd, editor de UFO Magazine, ha tenido la gentileza de mandarnos una presentación en PowerPoint que contiene un gran número fotos de supuestos ovnis en vuelo. La incorporación de ese material a FOTOCAT ha dado como resultado la adición de una docena de nuevos casos.
º Búsqueda de antecedentes ovni en la hemeroteca
Una gran cantidad de información sobre avistamientos ovni se encuentra escondida en las amarillentas hojas de viejos periódicos locales, jamás holladas por los ufólogos. Muchos investigadores –entre los que me incluyo– se han esforzado en buscar información ovni en hemerotecas y morgues de periódicos. En la actualidad, gracias al acceso online, herramientas de búsqueda a través de internet permiten buscar en famosos u oscuros diarios sin tener que salir de casa. Varios estudiosos y yo tenemos la fortuna de contar regularmente con el resultado de una paciente e ímproba búsqueda de material de prensa que lleva realizando Kay Massingill, una enfermera de Mississippi que busca raros artículos de ovnis en diarios de EE.UU. y Australia, principalmente, de los siglos XIX y XX. Este trabajo es digno de admiración y la ayuda que nos presta es altamente valorada.

º Libros recibidos
* Gracias a Jacques Scornaux por enviarnos una copia de Approche sociopsychologique du phénomène OVNI (SCEAU, 2004), de Jean-Michel Abrassart. Este enfoque socio-psicológico del fenómeno ovni es el texto de una tesis preparada para obtener el grado de Maestría (M.A.) en Psicología por la Universidad Católica de Lovaina. En formato A4 y 96 páginas, se puede adquirir al precio de 20€ solicitándolo a J. Scornaux, j.scornaux@wanadoo.fr
* En una época dominada por los libros de bolsillo baratos o las modestas auto-publicaciones, resulta una sorpresa toparse con un libro de tapa dura y lujosa edición como Mythes et réalités des phénomènes aériens non identifies (Mitos y realidades de los fenómenos aéreos no identificados), de Christian Valentin. El autor ha publicado su obra en noviembre de 2012. Como indica el subtítulo de esta bien ilustrada obra de 143 páginas, es una historia de los acontecimientos de platillos volantes denunciados en la región francesa de Alsacia hasta finales del año 1979. Basado principalmente en recortes de prensa y artículos de revistas ovni, también contiene algunos de relatos de primera mano. Este libro se inscribe en la estupenda tradición de la ufología francesa de editar monografías regionales dedicadas exclusivamente a avistamientos locales de ovnis. El libro se vende a 24,50€, vía su autor en alsacovni@gmail.com 
Tapa del libro de Christian Valentin sobre ovnis en Alsacia.
GALERÍA DE AVISTAMIENTOS
Esta sección de ocupa de ejemplos de fotografías o filmaciones OVNI cuyo estudio es revelador o, como menos, educativo.
º Originales (#3): Una peculiar nave espacial.
Cuando hace años vi esta imagen por vez primera, en la desaparecida web del argentino Carlos Alberto Iurchuck, me intrigó por la curiosa forma del objeto que aparece en la película. La información procedía de un artículo de Oscar Lorenzo Ferreyra, publicada en el número 91 de la revista Cuarta Dimensión (1990). En resumen, Elena Martínez, una maestra de primaria de 36 años, viajó en autobús de excursión en compañía de una amiga desde la localidad de San Martín (provincia de Mendoza, Argentina), donde vive, hasta el Valle de Las Leñas. Era el domingo 19 de agosto de 1990. A las 9,30 de la mañana sacó unas fotos del paisaje. “No había nadie, estaba sola”, afirmó. Nada que reseñar en ese momento, pero cuando reveló las fotos (Negri, San Martín, ya fallecido) se encontró con una rara imagen en una de las tomas. “Me quedé muda, no me lo podía creer, (es) un objeto volante no identificado”, dijo a Ferreyra. La gran impresión probablemente se debió al hecho –confesado por la autora de la foto– de que creía en los ovnis con anterioridad. 
19 de agosto de 1990, Las Leñas, Mendoza (Argentina). © Elena Martínez, cortesía de Oscar Ferreyra. 
El articulista escribe: “Los colores de la posible nave oscilan entre tonos marrones, grises y blancos. En ambos lados se presentan proporcionalmente patas de aterrizaje y toberas Incluso se ha podido detectar en las patas iguales grados de inclinación, y la pata derecha estaba desviada con respecto a la izquierda dos grados (sic)”.

A preguntas de Ferreyra, Elena dijo que sacó la toma “enfrentando al sol” y que por ese motivo figuran dos destellos blancos. “También se supo –escribe Ferreyra– que la máquina estuvo abierta, al decir del fotógrafo que reveló el negativo, lo que hizo que se velaran varias de las otras tomas que hizo la señorita Elena con su amiga”.

En opinión del redactor del artículo, “es dable pensar que las imágenes de la izquierda –también extrañas– sean de una superposición y efectos de la semivelación que tiene nuestra imagen. Lo cierto que resulta casi imposible –o directamente no posible– que el objeto sea una mancha con precisión tan exacta de objeto aerodinámico”.

Esta foto quedó en los archivos de la ufología como una más de ovni “fantasma” o “invisible”, como señala la jerga crédula. Pero el primer entrevistador no estaba satisfecho de su investigación: “no lo hice bien, francamente” reconoce en un email en junio de 2011. “Aún hoy, después de 21 años del suceso –prosigue en su carta–, no sé si lo vio (sic), o fue un truco del fotógrafo”. Y le honra esa duda tanto como su oferta de poner el original en nuestras manos para un análisis técnico independiente.

También en 2011, Ferreyra mandó una copia de baja resolución de la foto (51KB) a Daniel Postizzi, un ingeniero argentino experto en fotografía de la agrupación CICOA que publica un blog dedicado al estudio de supuestas fotografías ovni. Según el análisis preliminar de Postizzi, fechado el 8 de marzo de 2011, la foto se habría tomado “a última hora de la tarde, por el tinte rojo sobre la cresta de los cerros. La iluminación es 100% horizontal y no puede provocar reflejos en los niveles bajos ni efecto de luz y sombra en el ovni. La foto fue tomada a través de un gran ventanal, los reflejos son del flash en un rebote indirecto sobre el vidrio que revela la suciedad (del mismo)”.

Seguidamente, Postizzi sustenta su conclusión: “El ovni tengo que suponer que es una maqueta del tipo “Guerra de las Galaxias” muy rica en detalles con tecnología terrestre…los reflejos de luz y sombra corresponden de forma proporcional a la luz del rebote del flash. Esta maqueta está dentro de la habitación desde donde se realizó la fotografía, NO afuera y está especialmente ambientado para reflejarse en el vidrio y dar el efecto. A la izquierda del reflejo central, hay un artefacto, el perfil lo puedo asociar a un equipo de fotos, aunque la máquina fotográfica estaba a un nivel inferior para no quedar reflejada en el vidrio, también pudo ser obturada con un cable de control remoto y tampoco tendremos el reflejo del fotógrafo. Afuera de la ventana hay algo de vegetación de hojas largas que están iluminadas desde la ventana por el flash”.

Según esta primera valoración, se trata de un fraude consistente es crear, desde el interior de un recinto, el reflejo de una maqueta en el cristal de una ventana para aparentar que el ovni está en volando en el exterior.

A raíz de esto Ferreyra comenzó a dudar y a hacer comprobaciones. En correspondencia entre junio y noviembre de 2011 me aporta algunas precisiones en varios correos electrónicos: “Ella me dijo que estaba sola, sin embargo, hace poco le volví a preguntar (por Facebook) y me dijo que la sacó desde detrás del parabrisas de un ómnibus, donde habían varias personas más”. A pesar de este importante cambio de versión, Ferreyra pensaba en una maniobra del fotógrafo que reveló las fotos, porque éste vendió una veintena de copias (si  bien a la modesta suma de 20 pesos por foto). Mi intercambio epistolar con Ferreyra de varios meses fue encaminado a conseguir una copia de primera generación de la fotografía y a plantear algunas preguntas concretas a Elena.

A partir de subsiguientes preguntas, Elena confirmó que sacó la foto durante la madrugada o a primeras horas de la mañana –entre las 6 y las 9,30 es lo máximo que puede precisar–, así como que “el reflejo es claramente del flash sobre el parabrisas del ómnibus, y se nota un brazo que lleva una cámara de video. Ella está parada, enfrente del parabrisas, y el sol le da desde atrás. Hay gotitas en el vidrio, se trata del rocío de la mañana”. Aparentemente el autobús estaba cerca de un hotel. La cámara era una Kodak de 35 mm con película 100 ASA. Finalmente, Ferreyra se hizo con el negativo (número 4 de la tira, acompañado del siguiente), del que nos hizo una copia en papel 13X18 cm que mandó por correo postal. 
Negativos #4 (el del ovni) y #5 del 19 de agosto de 1990 en Las Leñas, cortesía de Oscar Ferreyra.

Un escaneado en alta resolución, más todos los antecedentes sobre la foto, se le ha mandado al analista fotográfico Andrés Duarte. Este es su informe técnico:

El supuesto ovni de la foto de Las Leñas parece ser un reflejo en el parabrisas porque presenta una simetría distorsionada y efectos de iluminación similares a lo que se observa en otros reflejos que hay en la foto. En "reflejos.jpg" se enmarcan en elipses amarillas el reflejo de un brazo y una mano con una cámara, a su derecha el reflejo del flash, y a la derecha de éste el reflejo del objeto indeterminado. Del testimonio se infiere que el brazo corresponde a una persona sosteniendo una cámara de video que estaba cerca de la fotógrafa y cuya imagen se reflejó en el parabrisas. En el reflejo del flash se destacan unas líneas blancas que son típicas de los restos de suciedad que quedan al limpiar un vidrio de manera incompleta. En las elipses verdes se enmarca el segundo reflejo del objeto, del flash y del brazo. Este segundo reflejo está invertido y distorsionado respecto al primero, y el mecanismo de formación de este reflejo será útil para entender la apariencia y probable origen del presunto ovni.
Reflejos.jpg © Andrés Duarte, 2013.
Un reflejo directo se forma en un espejo o vidrio plano o de baja curvatura, y un reflejo invertido se puede formar cuando la curvatura es suficientemente alta, más específicamente cuando el centro de curvatura está delante del observador. Por lo tanto la presencia de dos reflejos invertidos entre sí se puede explicar por la curvatura variable del vidrio. En "diagrama.jpg" se grafica una línea negra que representa la sección transversal de un espejo o vidrio que es plano por la izquierda y curvo por la derecha. Las normales (perpendiculares a la superficie) se muestran como líneas amarillas que son paralelas entre sí en el lado plano y convergen en el centro de curvatura C en el lado curvo. Abajo a la derecha hay una figura de color naranja que representa a un objeto que se ve reflejado en el vidrio. Las líneas azul y roja simbolizan haces de luz que parten del objeto y se reflejan en el lado plano del vidrio hacia el observador O. La proyección de este reflejo, tal como es percibida por el observador, se muestra en la mitad izquierda del marco rectangular. Las líneas azul y verde simbolizan haces de luz que se reflejan en el lado curvo del vidrio, y la proyección de este reflejo se muestra en la mitad derecha del marco rectangular. El haz azul es común al lado plano y al curvo, limitando ambos lados y limitando lo que ha de aparecer en el reflejo; la porción del objeto que está a la derecha de este haz no puede verse reflejada desde O. El resultado es un reflejo doble y simétrico de solo una parte del objeto que aparece en el campo visual del observador; pero aunque el reflejo es aproximadamente simétrico en este diagrama, lo más probable es que haya varias diferencias entre ambos reflejos dependiendo de la curvatura y sus variaciones.


Diagrama.jpg © Andrés Duarte, 2013.
El caso de Las Leñas es totalmente compatible con el diagrama anterior. Por un lado, es típico que muchos parabrisas sean muy curvos en sus costados y casi planos en el resto de su superficie. Por otro lado, la simetría distorsionada de los reflejos de la foto de Las Leñas es esperable en casos similares a los del diagrama, pero sin aquella geometría idealizada.
Lo más probable es que el objeto no identificado sea una parte del cuerpo de una persona que estaba en el autobús y que casualmente apenas se asomaba por el umbral de reflejo visible (aquel definido por el haz azul del diagrama), pero su identificación es muy poco factible dada la inmensa variedad de diseños de prendas de vestir, mochilas, accesorios, etc. que una persona puede llevar sobre su cuerpo. El reconocimiento del objeto también es difícil debido a la distorsión de la imagen que ocurre al formarse un reflejo doble. Por otra parte, la hipótesis de la persona dentro del autobús es consistente con la iluminación del objeto, ya que es similar a la iluminación de la persona que lleva la cámara de video pero no parece compatible con la iluminación natural que había al exterior del autobús. En "espejos.jpg" hay algunos reflejos en espejos distorsionados que muestran características similares a lo esquematizado en el diagrama y a los reflejos de la foto de Las Leñas. 
Espejos.jpg © Andrés Duarte, 2013. 
Esta lección magistral debería quedar en los anales del análisis fotográfico en ufología y espero que, además de resolver una imagen incógnita, sirva como una clase de óptica aplicada. El ovni de Las Leñas es una compleja imagen espuria y su asociación con el fenómeno de los objetos volantes no identificados es puramente el resultado de la imaginación humana.

º Originales (#4): Bola de fuego en Daniel’s Park
Realmente las imágenes de ovnis producen una atracción estética. Muchas de las fotografías poseen una indudable belleza plástica, no importa si son supuestos "ovnis verdaderos" o falsificaciones. La siguiente imagen es una de ellas, por lo menos para mí. La primera vez que esta foto se publicó –que yo sepa– fue como unas de las láminas que servían de ilustración al libro de Coral y Jim Lorenzen, Flying Saucer Occupants, publicado por la editorial Signet de Nueva York en julio de 1967. La leyenda decía que una turista tomó esta foto en Daniel’s Park, en las afueras de Littleton, Colorado, mientras fotografiaba el pico Pike. "Cuando la película a color se reveló –seguía la breve nota– un globo de color amarillo brillante rodeado por un resplandor carmesí apareció nítidamente en la fotografía. El examen de expertos en fotografía reveló que la imagen no se debía a un reflejo interno o a un fallo de revelado”. El pie de foto añadía que un grupo de adolescentes había denunciado un aterrizaje ovni la noche después en una zona adyacente de picnic.

La fotografía, tomada a partir del libro citado, fue reproducida en la revista Flying Saucers, UFO Reports de ediciones Dell, número 2, 1967, páginas 53-54. El artículo –que carecía de firma– empezaba describiendo las luces flotantes que tres chicos y tres chicas de 17 años habían visto la noche del jueves 7 de abril de 1966 en Daniel’s Park. Informaron de la observación al sheriff del condado de Arapahoe y también al jefe de la policía de Littleton. El oficial de operaciones de la Base Aérea de Lowry fue informado por el sheriff el viernes y el sábado ya había 50 coches aparcados en la zona con sus ocupantes, entre ellos gente del NICAP local, rondando el lugar portando detectores Geiger y otros chismes. El mismo sábado –señala el artículo– una visitante de Denver que venía desde Tucson proporcionó una fotografía que había tomado en Daniel’s Park el 31 de marzo. "La foto era una vista con el pico Pike al fondo, tomada a las 9,30 de la mañana con unas pequeña cámara compacta. La mujer solo pretendía conseguir una foto del pico y no vio nada raro en el visor cuando tomó la instantánea”. 

A pesar del hecho de que la anomalía sólo apareció después del revelado químico de la foto, de acuerdo con el artículo mencionado un representante local del APRO que "prosiguió con la investigación hasta donde pudo, supo que la empresa Kodak que había procesado la película había dicho que el fenómeno no se debió a un fallo en la misma”. 

Durante los setenta o los ochenta recibí una copia (8X5,50 cm) de primera generación de Wendelle Stevens, por entonces propietario de la mayor colección de fotografías de ovnis. Al dorso de la foto escribió a mano la siguiente información: la fecha fue el 19 de marzo de 1966, la ubicación fue Daniel’s Park, Colorado, el nombre de la fotógrafa era señora Pearl B. East, quien usó una cámara compacta (camera box) modelo Brownie Hawkeye. Esto se complementa con la información –también manuscrita– al dorso de otra copia de la misma fotografía que llegó a mis manos procedente de los archivos del SOBEPS y que agrega estos datos: la hora (las 12,30), la edad de la autora de la foto (68 años), el tipo de película usada (127 a color con negativo), indica que “viajaba de Denver a Tucson [Arizona] con su hijo” y finalmente que “Kodak dice que no es un fallo de film o de revelado”.
19 de marzo de 1966, Daniel’s Park, Colorado. © Mrs. Pearl B. East. Archivos V.J. Ballester Olmos.

El texto más extenso y presumiblemente más preciso sobre este episodio apareció en el libro UFO Photographs Around the World, Vol. 3, de Wendelle Stevens y August Roberts (UFO Photo Archives, Tucson, 1993), páginas 45-46. Refiere que la fecha fue el 19 de marzo de 1966 y la hora “un brillante mediodía". Sigue así el relato: "La señora Pearl B. East, al cruzar Daniel’s Park a lo largo de la carretera que va de Denver a Colorado Springs, le pidió a su hijo que parara el coche para que pudiera fotografiar el pico Pike, ese día sin el característico birrete nuboso, un hecho inusual pocas veces visto. La mujer, de 78 años de edad y de etnia india, descendió con su pequeña cámara de plástico Brownie Buckeye y disparó una foto a la montaña. Cuando la foto volvió del revelado mostraba un brillante globo de luz de color amarillo rojizo con un halo brumoso rojo alrededor. La bola luminosa roja se veía flotar por encima de unos pinos pequeños en primer plano. El análisis del negativo por la compañía Kodak no mostró defectos en la película o el revelado y no fueron capaces de dar cuenta de la anomalía". La historia se cierra de una manera críptica: "El negativo original fue sustituido por un duplicado en algún instante durante su manipulación y el secretamente marcado original (sic) nunca volvió a aparecer. A ella nunca le informaron de la sustitución”.

Como es habitual en ufología, no hay dos informes que sean iguales en todos los detalles; éstos varían de una narración a otra, incluso del mismo autor, como en la información anterior proporcionada por el APRO y por Stevens. Pero no nos queda otro remedio que vivir con este grado de incertidumbre. Debo señalar, sin embargo, que las copias distribuidas por Stevens parecen de primera generación.
¿Qué es –pues– la seductora imagen en forma de bola de fuego rojiza impresionada en el negativo? Nada que estuviera físicamente en el lugar, ya que nada fue observado ópticamente. He consultado al experto en análisis fotográfico Andrés Duarte, quien tras leer la documentación existente y examinar la foto original, informa: “Solamente puedo especular que quizás la mujer no se bajó del auto y que la imagen es un reflejo en la ventana, pero no creo que eso se pueda comprobar, ni creo que haya algún análisis que valga la pena hacer con esta foto”. Así y todo, esta fotografía la tenemos a disposición de quien desee investigarla.
º Rarezas antiguas: Cuasi-aterrizaje en Austria en 1960
Revisando mis archivos encontré un viejo asunto que no me puedo resistir a traer a colación aquí. El diario de Viena (Austria) Wiener Montag del lunes 7 de marzo de 1960 publicó a toda primera página la fotografía de un platillo volante, que se describe como "la fotografía más sensacional de nuestro siglo". Según la noticia, el propio fotógrafo del periódico, Edgar Schedelbauer, conducía su motocicleta cerca de Leibnitz a las 1,30 de la madrugada del miércoles anterior, 2 de marzo, cuando se percató de la presencia de un objeto brillante. Se movía lentamente y se detuvo a 15 m sobre el suelo a una distancia de 45 m en el bosque. Schedelbauer afirmó haber saltado de la moto, esconderse en una zanja y sentir claramente la radiación emitida por el objeto. "Durante tres días aparecieron en mi cara y en mis manos grandes manchas rojas, pero ni picaban ni dolían”, declaró el presunto testigo. Al parecer, este encuentro solo duró 10 segundos antes de que el objeto desapareciera con una rápida aceleración.
El periódico informó que se decidió a difundir la foto después de un estudio detallado del negativo por "expertos especializados", pero admitió que los científicos consultados –incluido el profesor alemán Eugen Saenger– mostraron escepticismo acerca de la historia.

2 de marzo de 1960, Labuttendorf, Leibnitz (Austria). © Edgar Schedelbauer, cortesía del Wiener Montag.
En los EE.UU., la imagen se publicó en la edición de junio de 1960 de la revista de James Moseley Saucer News (recientemente la encontré también en la Niagara Falls Gazette del 21 de abril de 1960). La revista Fate publicó un artículo en su número de octubre de 1960 por un tal Harlan Wilson, apoyado por el análisis de Norbert Gariety (editor y director del magazine Space) y del conocido periodista Frank Edwards. "Los dos experimentados fotógrafos –dice el artículo– se han basado en sus conocimientos profesionales para verificar la autenticidad de esta fotografía".

Richard Hall, en The UFO Evidence, informa que solicitó la foto al autor, pero no obtuvo respuesta y calificó el caso de "incompleto": "ya que es el tipo de fotografía que puede ser fácilmente falsificada, actualmente somos escépticos acerca de la misma", escribió Hall en la página 94 del informe NICAP de 1964.

El caso aparece como “datos insuficientes” en el índice mensual de avistamientos del proyecto Blue Book.

En 1969, cuando yo dirigía en el campus de la Universidad de Valencia una pequeña organización dedicada a la investigación ovni, llamada CEONI, escribí al diario pidiendo una copia de la foto. Días después, un representante del editor amablemente me mandó una copia de la "UFO-Foto". La fotografía está desprovista de toda referencia y su fondo es completamente oscuro.


Carta del periódico vienés a V.J. Ballester Olmos adjuntando la fotografía.
La historia ha sido muy injusta con tan sensacional historia. En Europa, tan solo tres referencias publicaron la foto, todas alemanas: UFO-Nachrichten en 1960, citando al periódico original, en un libro escrito por Adolf Schneider y Hubert Malthaner en 1976, y en la edición de mayo de 1991 del especializado Journal fur UFO-Forschung, en donde se la comparaba con otros dos avistamientos. No es mucho el entusiasmo cosechado por la imagen de este fotógrafo de prensa después de todo. La base de datos del GEP, un activo grupo ufológico germano, contiene el incidente como "luz nocturna", sin más detalles. Por eso hemos pedido la opinión del italiano Paolo Bertotti, distinguido consultor profesional en fotografía, que nos ha aportado el siguiente informe:

Hay varias opciones para esta imagen y ninguna implica una nave espacial. El objeto de la foto es un cuerpo pequeño en forma de C iluminado brillantemente por la luz de un flash. El objeto está completamente borroso porque se colocó muy cerca de la cámara -de 5 a 10 cm de distancia máxima- y se movió durante la exposición. Este efecto es similar a un "orb" [un efecto de la cámara producido por el reflejo desenfocado del flash sobre elementos del medio ambiente], pero esta vez no es una partícula de polvo, sino algo mucho más grande, probablemente un tubo rígido de la época para beber bebidas, o cualquier otro tipo de tubo modificado para adoptar esta forma curvada. Alternativamente, puede ser un objeto iluminado alejado, intencionalmente desenfocado y movido.

O un papel con filtro fotográfico de bricolaje DIY con la adecuada figura recortada. Lo mueves y consigues el efecto deseado, como en el ejemplo siguiente.
O, por último, una lámpara o cualquier fuente de luz fotografiada con una exposición larga y con el diafragma muy cerrado, barriendo la cámara para producir esa forma semejante a una "C". Pero esto es improbable debido a que es difícil de conseguir, sin un medio de controlar con precisión el movimiento de la cámara y/o de corregir errores.
Para mí, la imagen no muestra ningún objeto material, sino tan solo luz. También muestra algunas curiosas rayas, detalladas y en foco, en la parte inferior. Estas parecen ser debido a arañazos o marcas de un cepillo de retoque en el negativo original. Un hecho resulta claro a este analista: porque la imagen está totalmente borrosa solo podemos presentar hipótesis, pero estoy convencido de que esta es una fotografía trucada.
(Gracias a Ferhat Talayhan, Bruno Mancusi, Kay Massingill, Christian Czech, por informaciones varias, y a Signore Paolo Bertotti por su estudio).
º Foto inédita de los misiles del 5/3/1979
Recientemente, el investigador canario Dr. Ricardo Campo visitó los archivos gráficos del Diario de Avisos, que se publica en Santa Cruz de Tenerife, con la finalidad de recabar y escanear cuanta información existiera en los fondos del periódico relativos al epígrafe ovni. Entre los varios documentos hallados se encuentra esta fotografía que se refiere a los incidentes del 5 de marzo de 1979 producidos por el lanzamiento de misiles del tipo Poseidon desde un submarino de la Marina norteamericana. Desconocemos la localidad desde donde se tomó, así como el nombre del fotógrafo. La expongo seguidamente por si algún lector de las Islas Afortunadas sabe ubicarla.
 5 de marzo de 1979, lugar desconocido de las Islas Canarias. © Diario de Avisos.
Por cierto, de las 28 distintas series de fotografías de ese día que tengo en los archivos FOTOCAT, otra más carece de autor. La muestro aquí con la finalidad de preguntar si alguien conoce al fotógrafo que la hizo (se supone que fue tomada desde Las Palmas). La foto se publicó en El País del 14 de junio de 1987 ilustrando un artículo de Carlos Yárnoz.
5 de marzo de 1979, Las Palmas. © El País.
º Informes de expertos (IPACO)
Quiero resaltar los análisis especialmente didácticos de errores fotográficos que realiza Antoine Cousyn, un experto francés que trabaja en estrecha colaboración con el Dr. François Louange en el equipo denominado IPACO. En los ejemplos siguientes, estímulos que generan falsos ovnis como estrellas, insectos, aves, el triplete de satélites NOOS, aviones, helicópteros, globos con forma de platillo volante, reflejos en ventanas o en las lentes, avionetas publicitarias, “orbs", bengalas, pareidolia y fraudes, es decir, varias de las confusiones más comunes, han sido objeto de estudio:
11 de julio de 2005, Palm Beach, Florida. Sobrenatural imagen producida por el vuelo de un helicóptero, cortesía de Antoine Cousyn, IPACO.

 Noticia de última hora
La nota anterior estaba a punto de publicarse cuando el señor Cousyn tuvo la amabilidad de escribirme para anunciar que un equipo compuesto por él mismo, François Louange y Geoff Quick acaba de publicar un documento titulado "Back to McMinnville Pictures" (Regreso a las fotos de McMinville). Esta excelente investigación revela -con mucho, la explicación más convincente- que las famosas fotografías de un platillo volante sobre la granja de Paul Trent el 11 de mayo de 1950 muestran sólo un pequeño modelo de 15 cm de diámetro, colgado a 1 m de un tendido eléctrico y a escasos 4 m de la cámara, un objeto que probablemente estaba hueco por debajo. ¡Es para no perdérselo!
º Lens flare lunar
Colocada sobre el edificio del telescopio robótico Bradford en el Observatorio del Teide del Instituto Astrofísico de Canarias, hay una cámara web instalada que captura y difunde en tiempo real imágenes del cielo nocturno en las Cañadas del Teide, en la isla canaria de Tenerife, con el volcán al fondo. A las 03,05 horas del pasado 27 de octubre de 2012, el tránsito lunar hacía que la luz de nuestro satélite natural incidiera en las lentes de la cámara, produciendo un bello ejemplo de reflejo (lens flare) con su caprichosa forma de lenteja o “platillo volante” translúcido. 

Lens flare lunar. © IAC.
Gracias a la amable colaboración de John Baruch y Chris Tallon (Bradford Robotic Telescope), César Esteban (IAC) y del Dr. Ricardo Campo, mostramos a continuación una breve secuencia en donde se observa este fenómeno óptico.

RECUENTO DEL CATÁLOGOEsta sección facilita algunas estadísticas básicas extraídas de la base de datos FOTOCAT.
º Informes ovni según la hora del día
El artículo “UFO Reports by Time of the Day” revisa la distribución de los avistamientos ovni en función de la hora del día en varios catálogos de casuística, nacional, internacional, aterrizajes, de todas las tipologías, etc. Se puede descargar desde aquí:
http://tinyurl.com/UFO-Reports-by-Time-of-the-Day   
MISCELÁNEA
Esta sección está dedicada a compartir información sobre investigación, artículos, libros, simposios y otras noticias procedentes de fuentes selectas consideradas de interés para los estudiosos de los OVNI.
º Lecturas de blog recomendadas
De la bitácora de Juan Carlos Victorio Uranga hay varias recientes entradas que hay que leer sin falta. La primera se refiere a nuevas imágenes publicadas de ese fenómeno atmosférico conocido como parhelia:
http://misteriosdelaire.blogspot.com.es/2012/11/ovni-o-fenomeno-natural-en-bosnia.html
Otra habla de un avistamiento múltiple –desde varios aviones en vuelo– durante la tarde del 11 de noviembre de 1980 sobre el mar mediterráneo, bajo la perspectiva de un suceso de mayor alcance a nivel europeo que se observó desde España, Francia e Italia y que fue ocasionado por la aparición de un potente bólido.
http://misteriosdelaire.blogspot.com.es/2012/11/invasion-de-ovnis-un-ano-despues-del.html
En una documentada pieza, Victorio Uranga ha facilitado información oficial –inédita hasta el presente– que demuestra terminantemente como una supuesta detección radar y la posterior aventura de un piloto del Ejército del Aire español con un ovni, fruto de la repetida propaganda de una fuente sensacionalista, es una pura invención. Una dura crítica del falso periodismo y de la desinformación tan en voga en la España ufológica de nuestros días.
º Detecting Digital Image Forgeries Using Sensor Pattern Noise
Bajo el título anterior (Detección de falsificaciones de imágenes digitales usando sensores de patrones de ruido) se ha publicado un trabajo de Jan Lukáš, Jessica Fridrich y Miroslav Goljan, del departamento de ingeniería eléctrica y de cálculo de la Universidad del Estado de Nueva York en Binghamton, el cual puede consultarse aquí:
Francis Ridge (a quien desde aquí deseo una rápida recuperación de un reciente infarto), ha escrito: “La siguiente página representa el más importante grupo de archivos del sitio NICAP. Observaciones, principales actividades e informes gubernamentales y otros eventos relevantes, se han organizado en orden cronológico. En otoño de 2005 comenzamos una completa remodelación de las cronologías de avistamientos ovni del NICAP de Richard Hall. A finales de diciembre de 2006 las habíamos actualizado todas a conciencia, añadiendo enlaces a casos clave desde antes de 1947 hasta 1969. Ese colectivo de casos englobaba los años del proyecto Libro Azul de la Fuerza Aérea norteamericana. En enero de 2007 nos establecimos el objetivo de poner al día los restantes “chronos” al ritmo de uno por mes, comenzando desde 1970. En julio de ese año logramos añadir cientos de informes de observaciones de foo-fighters al periodo de la Segunda Guerra Mundial, con la ayuda de Keith Chester. Las cronologías originales y más limitadas de las publicaciones de Dick Hall terminaban en el año 1994. Allá por el año 2010 estábamos metidos de lleno en este proyecto  aportando nuevas informaciones para todos los años hasta nuestros días”.
Se trata, verdaderamente, de un esfuerzo concienzudo de enorme valor informativo como fuente de datos de casuística: http://www.nicap.org/chrono.htm
 º “Aviones fantasma” sobre Inglaterra en 1947
En distintas ocasiones durante el 16 y 17 de enero de 1947, radares terrestres británicos detectaron contactos inesperados (blancos no correlacionados) sobre el Mar del Norte. A este respecto, sugiero la lectura de un estudio realizado por Martin Shough en 2009, que llegó a la conclusión de que “más de 60 años después de los sucesos de aviones fantasma de 1947, estos hechos parecen quedar sin una explicación satisfactoria”. Se puede leer aquí: 
http://www.martinshough.com/aerialphenomena/opcharlie.pdf
º Las luces de Hessdalen: Un plasma frio?
El siguiente informe es de útil lectura: G. S. Paiva y C. A. Taft, “A mechanism to explain the spectrum of Hessdalen Lights phenomenon” (Mecanismo para explicar el espectro del fenómeno de las luces de Hessdalen), publicado en Meteorology and Atmospheric Physics, julio de 2002, volumen 117, número 1-2, páginas 1-4.
(Gracias a Ole Jonny Brænne).
º El fenómeno de la retractación en el testimonio ovni
La literatura sobre los ovnis da muchos ejemplos de un bizarro comportamiento humano que –curiosamente– parece no perturbar el sentido común de muchos ufólogos, tanto novatos como veteranos. Yo lo llamo el “síndrome de la doble retractación” y se manifiesta cuando el supuesto testigo de un importante suceso ovni (por ejemplo, cuando se logran fotografías o en casos de presuntos aterrizajes) primero se retracta de su declaración inicial para más adelante retractarse de su posterior confesión de fraude, algo así como “mentí cuando dije que había mentido”. Hay varios ejemplos significativos de esta conducta en el mundo de los fotógrafos de ovnis, verbigracia, Z.T. Fogl (San Pedro, California, 3 de diciembre de 1957) o A. Birch (Mosborough, Inglaterra, 5 de marzo de 1962).


(1) 3/12/1957, San Pedro, California. © Z.T. Fogl.
(2) Mr. Z.T. Fogl en modo retractación. © Ufocasebook (2008).
(3) 5/3/1962, Mosborough, Sheffield, UK. © Alex Birch, cortesía del Dr. David Clarke.
(4) Mr. Alex Birch en modo retractación. © Dr. David Clarke. 
El fondo de todo esto es la implicación que los testigos de alguna manera han sido forzados a confesar una broma o una falsificación (por la presión de la prensa, la empresa o las autoridades). Sin embargo, una vez que ha transcurrido suficiente tiempo parecen sentirse liberados de esta fuerza vinculante y vuelven a su testimonio original (vi un ovni y tengo imágenes que lo prueba).

En un ejercicio de empatía, trato de ponerme en su lugar. Imaginemos que alguna vez escalo el Everest, hallo el tesoro de un barco hundido, descubro una tribu perdida en las junglas del Amazonas o encuentro las huellas de un dinosaurio desaparecido, esto es, me toca vivir una de esas raras –pero no únicas– experiencias que han ocurrido realmente. Además, resulta que puedo enseñar evidencia fotográfica de dichos acontecimientos. Naturalmente, compartiré la experiencia con mi familia, informaré a mis colegas y obviamente declararé a la prensa. Si este fuera el caso, les aseguro que no habría fuerza en la Tierra o en el Cielo suficiente para hacerme admitir que soy un mentiroso. Pero negarme a mí mismo dos veces, eso ya es demasiado para aceptarlo.

Pero vemos en la ufología que ocurre muchas veces que el declarante se vuelve atrás y vuelve a afirmar que fue originalmente sincero y que sus fotos son de fiar. Si este alambicado proceso no le provoca, amigo lector, fuertes suspicacias es que vivimos en mundos diferentes. Pero, ya veo, puede haber pasado ya una generación, el alboroto creado en su día se ha desvanecido, el caso ya está prácticamente olvidado, y ahora todavía hay oportunidad de hacer caja o de disfrutar de entrevistas y de nueva exposición de los medios de comunicación. Es la irresistible atracción de la fama.

Para información sobre la admisión del trucaje en los dos casos arriba citados, véanse las siguientes fuentes:
Flying Saucer Review, volumen 12, número 5, septiembre-octubre de 1966, página 7. Ralph Rankow, Flying Saucers, UFO Reports (Dell), 3, octubre de 1967, páginas 4-5.
David Clarke y Andy Roberts, Flying Saucerers: A Social History of UFOlogy, Alternative Albion, 2007, páginas 166-167.
º Tesis de Derecho sobre desclasificación de archivos ovni
El pasado mes de diciembre, María Fernanda Pereira Rosso defendió su tesis de graduación en el Centro de Ciencias Sociales y Humanas de la Universidad Federal de Santa María (Brasil) con el título (traducido) de “Publicación de archivos ultra-secretos en Brasil: El caso de los archivos de ufología a la luz del derecho a la información”. Esta monografía de 100 páginas es un requisito parcial para la obtención del grado de Licenciado en Derecho. Felicitaciones a  la nueva abogada.
(Gracias a A.J. Gevaerd por la información).
º Chatarra espacial, no ovnis
Es lamentable y penoso darse cuenta de cuanta información poco fiable y falsa circula por internet. El pasado mes de enero algunas fuentes de la red aseguraron que la NASA había eliminado de sus archivos fotográficos online cierta evidencia gráfica de la existencia de ovnis en el espacio exterior. La realidad es que no solo esas fotos siguen estando en los recursos públicos de imágenes de la NASA sino que –y esto sí resulta esclarecedor– lo que tales fotos exhiben realmente son desechos (debris) arrojados desde las naves espaciales durante sus misiones sobre la Tierra.
http://www.abovetopsecret.com/forum/thread882558/pg2#pid14989066
http://ntrs.nasa.gov/archive/nasa/casi.ntrs.nasa.gov/20060024715_2006175325.pdf
º Parálisis del sueño
Un cierto estado físico transitorio denominado parálisis del sueño se ha asociado académicamente con experiencias como los “visitantes de dormitorio” o con las abducciones. En cualquier caso, estar bien informado sobre esta peculiar condición sensorial es imprescindible para los investigadores ovni. El siguiente enlace proporciona amplia información y una multitud de referencias clínicas y de estudios de casos: http://www.periodicparalysis.org/english/View.asp?x=541
(Gracias a Peter Brookesmith).
º Auditoria del GEPAN/SEPRA
El GEIPAN francés ha añadido a su página web una síntesis del informe de auditoría llevado a cabo en el año 2001 por François Louange, de la compañía Fleximage, sobre las actividades del GEPAN/SEPRA, el servicio del CNES que precedió al actual GEIPAN. Este documento, de enorme valor histórico está disponible en el siguiente enlace:
http://www.cnes-geipan.fr/fileadmin/geipan-doc/Audit_SEPRA_synthese_web.pdf
(Gracias a Philippe Ailleris).
º Nuevo informe de Dominique F. Weinstein
Un trabajo digno de consideración es la penúltima recopilación que nos regala a los estudiosos este renombrado especialista galo en casuística de ovnis y aviación, que se titula: A Preliminary Study of 600 cases of Unidentified Aerial Phenomena (UAP) Reported by Military and Civilian Pilots (Estudio preliminar de 600 casos de fenómenos aéreos no identificados –UAP–, denunciados por pilotos civiles y militares), que se encuentra en este enlace:
http://www.narcap.org/files/narcap_IR-4_DWeinstein_NEW_3-21-12.pdf
º El caso de Turís
El “aterrizaje” ovni en Turís (Valencia) del 25 de julio de 1979 subsiste indudablemente como un icono representativo de los sucesos de esta categoría en España. Un testigo –cuya reputación nunca se ha puesto en duda– afirma haberse topado con un extraño vehículo posado en tierra y haber presenciado como dos pequeños humanoides entraban en el objeto antes de que éste desapareciera de su vista ascendiendo vertiginosamente. El caso ha sido investigado extensamente, en su día y de nuevo 30 años más tarde, véase: http://www.ikaros.org.es/turis2.pdf

Gracias a la gentileza de Roberto de Jorge, uno de los miembros del equipo de investigadores que realizó en 1979 la primera encuesta del suceso, se ha puesto a nuestra disposición uno de los moldes que se hicieron de las huellas encontradas en el lugar, cuyas fotografías incluimos seguidamente para conocimiento del lector, como documento gráfico de singular valor. 
º El caso de Villares del Saz
Otro clásico en la historia de los encuentros cercanos con ovnis en España es el suceso presuntamente vivido por un muchacho de 14 años de Villares del Saz (Cuenca) el 1 de julio de 1953, quien manifestó haber sido testigo del aterrizaje de un pequeño objeto de forma elipsoide (130X62 cm) del que salieron 3 diminutos hombrecillos (65 cm) de aspecto oriental tocados de una gorra con visera.

La información original fueron unos reportajes de prensa publicados en el diario falangista conquense Ofensiva. Creo que a más de un lector le interesará leerlos. Seguidamente doy los enlaces de la biblioteca virtual donde se pueden consultar:
12 de julio de 1953 (ver página 6):
http://biblioteca2.uclm.es/biblioteca/CECLM/ARTREVISTAS/cuenca/Ofensiva/53_1233.pdf
16 de julio de 1953 (ver páginas 1 y 6)
http://biblioteca2.uclm.es/biblioteca/CECLM/ARTREVISTAS/cuenca/Ofensiva/53_1235.pdf
19 de julio de 1953 (ver páginas 16-17)
http://biblioteca2.uclm.es/biblioteca/CECLM/ARTREVISTAS/cuenca/Ofensiva/53_1236.pdf
(Gracias a J.C. Victorio Uranga).
º Entrevista en la Universidad Politécnica de Valencia
Invitado por Carmen Laínez, el pasado 22 de noviembre fui entrevistado para su programa “Cruce de caminos”, en la radio de la prestigiosa Universidad Politécnica de Valencia. Además de Carmen, preguntador de ocasión fue el filólogo José Carlos Laínez, quien traía tres de mis libros para firmar. Tuve el placer de contar con la participación desde Canarias de Ricardo Campo, que hizo gala de su natural erudición y desparpajo. Me acompañó –algo inusual en estos asuntos– mi hija mayor Laura, que es profesora de la Facultad de Económicas, situada justo enfrente de la Politécnica. El programa, de una hora de duración, se emitió en diferido el lunes y viernes siguientes. Para los amantes de la radio, aquí va el enlace en la web de la emisora de la UPV: http://tinyurl.com/awg27bt 
V.J. Ballester Olmos, sentado, en Radio Universidad Politécnica de Valencia, flanqueado por José Carlos Laínez, Laura Ballester y Carmen Láinez.
º Reunión con Daniel Altschuler
Presentar al profesor Daniel Roberto Altschuler es fácil, fue director del Observatorio Arecibo de investigación astronómica e ionosférica de Puerto Rico entre 1991 y 2003, doctor en física y astrónomo, es en los últimos años conferenciante y divulgador de la ciencia de gran éxito, cultivador del pensamiento crítico hacia todas las formas de pseudo-ciencia y autor de la obraHijos de las estrellas, originalmente publicada por la distinguida Cambridge University Press como Children of the Stars.

Hace años tuve el placer de conocer personalmente al profesor Alstchuler y, con ocasión de impartir un curso en la Universidad de Valencia bajo el auspicio de la Cátedra UNESCO, le llamé para concertar un encuentro, que tuvimos a finales de noviembre pasado en el conocido Café de las Horas de la ciudad valenciana. Participaron en la animada y multi-temática conversación, además de la esposa de Daniel, mis colaboradores Juan P. y Carlos González. Fue una grata oportunidad de disfrutar de los amplios conocimientos y planteamientos de un científico y educador de la talla de Daniel Altschuler. ¡Hasta siempre! 

El profesor Daniel Altschuler (izquierda) junto a V.J. Ballester Olmos.

º Bibliografía personal
Como cada año, he actualizado mi bibliografía personal, donde se puede encontrar toda una vida de investigación ovni en este enlace: http://www.ikaros.org.es/bibliog1.pdf
(Gracias a Matías Morey).
º Revista UFOmania
No quedan ya muchas revistas especializadas que sigan imprimiéndose en papel; sin embargo, UFOmania lleva publicándose ya 19 años contra viento y marea, gracias a la persistencia y esfuerzo de Didier Gomez y colaboradores. Esta revista trimestral se ha convertido en un lugar de encuentro para investigadores franceses y europeos, presentando entrevistas en profundidad, reseña e información de libros, informes de avistamientos, etc. Verdaderamente es una publicación que recomiendo. En su último número (#72, otoño de 2012), el director me ha sorprendido al colocar mi fotografía en portada, para ilustrar la traducción en francés de una entrevista que incluye en páginas interiores.
UFOmania Email: ufomaniamagazine@wanadoo.fr
Web: http://www.ufomania.fr/accueil.html
COMO PUEDE COLABORAR CON EL PROYECTO FOTOCAT
Tiene varias opciones, a saber:
· Trabajo voluntario, presencial o a distancia
· Entrega de información sobre casos, fotografías, archivos, bibliografía, etc.
· Donaciones para ayudar a sufragar los gastos corrientes y de investigación
Diríjase a nosotros por correo a través de la siguiente dirección postal:
Vicente-Juan Ballester Olmos
Apartado de Correos 12140
46080 Valencia
España
O bien por correo electrónico escribiendo a éste email: ballesterolmos@yahoo.es